SÁCALE PARTIDO A ESTE VERANO

SÁCALE PARTIDO A ESTE VERANO

Estos días dudaba sobre hablar de cómo pasar este verano, ya que éste será uno de los más atípicos que pasaremos en los últimos años. Pues sí, es un verano tan atípico como yo cuando me considero una atípica psicóloga. Así que vamos a sacarle el mayor partido.

La incertidumbre está entre nosotros y aún no sabemos muy bien si podremos salir a disfrutar de unos días a la playa o a la montaña y en qué condiciones. Algunos ya han tomado sus merecidas vacaciones y se han desplazado, pero otros aún, seguimos al pie del cañón.  ¡No desesperes!

Lo que parece más claro es que no creo que se den esas vacaciones de visitas internacionales, por lo que disfrutaremos de nuestra maravillosa tierra que tanto nos ofrece.

Dentro de la incertidumbre e incluso el miedo ante un posible contagio, creo que es una oportunidad única para resetear, descansar y restablecer el equilibrio mental tras la pandemia. Nuestro sistema nervioso ha estado en alerta durante varios meses, se ha pasado miedo, hemos vivido incertidumbre y dolor ante las pérdidas y ahora llega el momento de restablecer nuestro sistema nervioso y llenarnos de energía ante el nuevo futuro que nos aguarda.

No dejes de darte la oportunidad de disfrutar de este verano tengas o no vacaciones. Aquí te ofrezco 10 maneras de disfrutar al máximo en este atípico verano:

  1. Disfruta de ti mismo. Siiiiiiii, aunque hayas estado confinado y quizá solo quédate contigo a ratos y sólo disfruta de tu soledad. Visualiza a tu niño interior (puedes elegir entre las distintas etapas de tu vida: desde el recién nacido, al de 6 años o al adolescente) y dile aquello que quiere escuchar: lo que le quieres, lo válido que es, anímale a nuevos proyectos, etc.
  2. Disfruta de cada persona con la que estés como si fuera la última vez que los vayas a ver. Imagina que vas al pueblo y te ves con tus familiares, lo único que tienes que hacer es ESTAR y SENTIR, no te pidas mucho más, pero si quieres puedes aprovechar para decirles que les quieres, para que te cuenten anécdotas, etc. No te olvides de agradecer todo lo que puedas.
  3. Disfruta del lugar. Bien sea mar, bosque o montaña haz de ello un lugar mágico y maravilloso. Para unos segundos a oler el lugar, a sentir como penetran por los poros de tu piel su aroma y su brisa. Observa los diferentes colores. Escucha los sonidos que te trae este lugar. Impregna todo ello en ti y conviértelos en recuerdos que perduren el resto del año. Dedícale varios minutos al día.
  4. Disfruta del silencio. No es necesario hablar y parlotear todo el rato. Todo lo contrario, el silencio te aporta la paz que necesitas para resetear tu sistema nervioso. Intenta no pensar mucho, mantén la atención en tu respirar. Y simplemente agradece a la vida que sigues respirando.
  5. Disfruta de tu hogar. Si te toca quedarte en tu hogar aprovecha para hacer esos cambios que tanto deseabas, dale un nuevo toque a tu hogar para convertirlo en tu lugar preferido donde pasar tiempo: cómprate cuadros, plantas, alfombras, pinta las paredes, etc. haz pequeños cambios que te den serenidad y te llenen de bienestar.
  6. Disfruta de aquellos que ya no están. Recuerda aquellos momentos que pasaste con ellos y agradece todo aquello que te aportaron, comparte con aquellos que te apetezca tus sentimientos. Ríe y llora todo lo que te pida el cuerpo, pero siempre desde la ternura y la alegría de haber podido compartir con ellos esos maravillosos años.
  7. Disfruta de tu cuerpo. Dale la oportunidad a tu cuerpo de tratarle como a un templo sagrado, cuida de él. Haz el deporte que te guste, aliméntate lo mejor que puedas y disfruta de pequeños caprichos. Si sabes ya ponte a meditar y si no, es el mejor momento de aprender. Mis hipnosis te ayudarán a equilibrar tu mente.
  8. Disfruta de tu diálogo interno. Desde la reflexión, desde la positividad, establece los diferentes planes de acción que querrás poner en marcha tras las vacaciones. Sin muchas expectativas, adaptándote a lo que acontezca y estableciendo vías alternativas. Piensa en tu desarrollo personal, si sigues evolucionando, sigues creciendo, independientemente de tu edad. Ello te llenará de ilusión y vida.
  9. Disfruta sin wifi. Da vacaciones al teléfono y a los dispositivos electrónicos. Aprovecha para desintoxicarte de las redes sociales y de las noticias. Vete aun lugar paradisiaco, aunque sea tu terraza donde la wifi no exista. Verás que maravilla de desconexión. Será lo que más te ayude a relajarte y a recuperar el sueño.
  10. Disfruta de cada instante al 100%. Para terminar, te aconsejo que disfrutes de cada momento al 100%. Si hablas con un amigo préstale toda la atención. Si das un sorbo a un buen vino o a un café saboréalo al 100%. Si te metes en la playa nota como va acariciando el agua tu piel al 100%. Si abrazas a tu hijo hazlo al 100% oliendo su pedo y notando su piel aterciopelada. Cada cosa que experimente hazlo al 100% de atención, de conciencia y de intención. ¡Deja de hacer dos cosas a la ve!

Me encantaría que por lo menos tengas en cuenta alguno de estos consejos para que disfrutes del verano y llegues lleno de paz y de armonía a ese incierto otoño.

Espero que disfrutes de tu verano, allá donde estés, allá con quien estés.

Te deseo lo mejor. Gracias por SER y ESTAR.

Escribir un Comentario